Chapoteando en la mugre

Jueves, 13 de septiembre de 2012

El gobierno, al parecer, andaba ofreciendo a través de David de Lima 200 mil dólares o más a varios dirigentes de partidos opositores para que le retiraran el apoyo a Capriles e ingresaran al PSUV.

¿Es verdad esto?

No me extrañaría. Después de todo, esto no ocurre en el vacío. Ocurre en el país de Noticias 24 y Schemel, de William Ojeda y Ramos de la Rosa, de Franklin Durán, Maraco y el “testigo estrella” del caso de Danilo Anderson.

No me extrañaría, pues, que este asunto de los 200 mil dólares fuese cierto, como tampoco me sorprendería que fuese cierto lo que reveló hace uno días Álvaro Uribe  -que recibió poca atención en los medios. Al parecer Chávez le propuso subrepticiamente al ex presidente colombiano entregarle a Iván Márquez de las FARC en 2009. (Esta es la desventaja de las alianzas entre pillos: se caen a cuchilladas entre ellos mismos).

En fin, siempre que me entero de estas cosas pienso en el comandante Jesús Urdaneta, por mucho tiempo entrañable amigo del presidente que participó en el juramento del Samán de Güere, el golpe de febrero del 92 y fue director de la Disip durante los primeros años de la revolución chavista.

Urdaneta renunció a la Disip por sus serias diferencias con el presidente. Y después de renunciar, en las propias palabras de Urdaneta….

…me fui para San Juan, donde están los viejitos míos. Me fui a ese campo, sólo por allá, y reflexioné mucho. [El nuevo director de la Disip] Pineda me llamó y me dijo: “Mira, compadre, Hugo [Chávez] me pidió que le entregara todos los casos de corrupción. Y me dijo: ‘La Disip no es un cargo para ti, vale. Yo te voy a dar un cargo donde ganes más dinero, donde estés mejor. Pero yo quiero que tú le levantes un informe a Urdaneta, que te vayas para Vargas y le consigas algo para desacreditarlo.’”

Siempre he visto esta pequeña anécdota como un anticipo de lo que nos venía. Y en este contexto es que se debe ver todo lo que está ocurriendo en este momento. Luego escribo sobre Juan Carlos Caldera.

email

Share

Comments are closed.