Sopa de lentejas

Sábado, 14 de enero de 2012

Hay algo retorcido en la manera como se están usando los términos derecha e izquierda cuando se habla de Venezuela.

Ser de derecha es tener un discurso de mayor confrontación y estar abajo en las encuestas. Ser de centro o de centro izquierda es lo contrario.

Lo peor es que esto ha llevado al extremo de hablar de Primero Justicia como si fuera el Partido de los Trabajadores brasileño y de Pablo Medina ¡como un derechista!

También de poner a María Corina y Leopoldo, que tienen muy pocas diferencias ideológicas en sus propuestas (y ambos serían los primeros en admitirlo), en diferentes bandos del espectro ideológico o al menos en puntos relativamente lejanos.

Una cosa es ser nocivamente radical en el discurso de confrontación (algo que he criticado) y otra cosa totalmente distinta es la orientación ideológica.

Más sobre esto luego, porque es un tema importante.

 

email

Share

Comments are closed.