Réplica a la réplica

Sábado, 10 de marzo de 2012

Bien, no he podido ver el video que me envió la gente de Hinterlaces, donde según ellos Schemel no dijo exactamente que la contienda estaba polarizada entre Capriles y María Corina. Por restricciones legales no puedo ver el video de Venevisión desde donde resido.

Y, al parecer, Hinterlaces sí hizo un estudio entre el 7 y el 9 de febrero (aunque las láminas también tienen fecha de enero) que luego publicó el día después de las elecciones y cuyas mediciones se asemejan a los resultados de las primarias. Este es el mismo estudio que el 13 de febrero Venevisión decidió resaltar, a pesar de que fue divulgado por Hinterlaces después de las elecciones. (Yo personalmente preferiría premiar a los que divulgaron sus estudios antes de las primarias y acertaron).

Aceptemos entonces el argumento de Hinterlaces: Schemel matizó la “posible” polarización con varias condiciones que ACN incorrectamente eliminó, dejando en ridículo al encuestador.

El problema es que, así aceptemos esa corrección, Schemel sigue viéndose mal. Después de todo, asomar una potencial polarización entre Capriles y MCM por la “tendencia ascendente” de Machado es una torpeza que me recuerda a otras del reputado analista. Y subrayo ese “tendencia ascendente” porque en la réplica que me envió Hinterlaces le dan peso a ese salto de nada menos que dos puntos porcentuales, del 4 al 6 por ciento. ¡Cincuenta por ciento de lo que ya tenía!

A nuestros amigos de Hinterlaces les digo que a nadie, en ningún país del mundo, le impresiona una subida del uno al dos por ciento a pesar de que esta subida es aún más impresionante. Es decir, no del cincuenta, sino del cien por ciento. La verdadera noticia de la encuesta de Schemel no era el salto ni la tendencia ascendente de María Corina. Era el hecho de que su confrontación con Chávez en el Congreso la hubiese beneficiado tan poco, si es que la benefició.

Así que acepto la explicación de Hinterlaces. ACN eliminó matices, llevándome a exagerar. Reconozco el error y me disculpo por él.

Pero mi opinión de Schemel como analista no ha cambiado.

email

Share

Comments are closed.