Por qué Maduro debe votar por Capriles

Viernes, 12 de abril de 2013

Hoy The Washington Post publicó un editorial donde los redactores, después de enumerar los graves problemas que confrontará Maduro si llegara a ganar las elecciones (algo que hay hacer todo lo posible por impedir el próximo domingo), terminan diciendo algo que he querido decir desde hace unos días:

It’s unlikely that even Mr. Chavez could have won the tolerance of the country’s poor for the harsh economic reckoning that’s coming. Mr. Maduro surely will not.

La carisma de Chávez, pues, no lo hacía inmune a las crisis. Sí lo ayudaba, pero no lo blindaba, como es evidente en este gráfico de ODH Grupo Consultor:

Fíjense cómo los avances y las victorias de la oposición en 2007, 2008 y 2010 coincidieron con reducciones importantes del gasto producto del embate de la crisis económica mundial. Y miren el importante aumento del gasto que precedió el triunfo de Chávez el año en 2012. Difícil no ver la correlación:

Ahora bien, supongamos que la economía entra en recesión, el oficialismo gana las elecciones y son ciertos los reportes de una caída importante en la popularidad de Maduro en estas últimas semanas. ¿Qué pasaría en los próximos meses?

La popularidad del enchufado mayor colapsaría.

Con seguridad la popularidad de Chávez también hubiese caído ante un escenario de recesión. Pero muchos quizá le hubiesen dado cierto espacio antes de abandonarlo, pensando “Chávez no dio ciertos beneficios en el pasado y no podemos simplemente dejarlo en tiempos de dificultad.”

Pero con Maduro no aplica esta lógica. Él sería visto como el incompetente que en apenas unos cuantos meses en el poder llevó al país al hueco donde se encuentra.

email

Share

Comments are closed.