Exprópiese

Martes, 13 de agosto de 2013

Si algo nos dicen las grandes “revelaciones” de hoy en la AN, es que el gobierno ya quemó todos sus cartuchos. Porque, si esas fotos de Oscar López es lo mejor que tienen, no hay mucho que temer. Más aún, que hayan caído tan bajo y hayan tenido que recurrir a la divulgación homofóbica de esas fotos y a los supuestos “bacanales” de PJ es una prueba de que la oposición no tiene muchos esqueletos en el clóset. O quizá sí los tiene pero el gobierno es tan incompetente espiando como lo es en otros ámbitos.

Sin embargo, la polvareda que levantó este espectáculo burdo sí logró un objetivo concreto: nublar una denuncia que hizo Andrés Velásquez. (También pretendió legitimar una nueva (e innecesaria) ley dictatorial habilitante, pero no me extrañaría que haya logrado lo contrario).

Ayer el gobierno anunció la nacionalización de Venprecar y Orinoco Iron. Pero esas dos empresas -y San Google lo confirma- ya habían sido nacionalizadas.

¿Qué pasó?

Andrés Velásquez dice que se trata de “acuerdo entre corruptos,”pero yo más bien especularía que fue una pelea entre corruptos. Un quítate-tú-pa-poneme-yo entre funcionarios del oficialismo y/o boliburgueses.

A Orwell le hubiese encantado esto. Ahora hasta para luchar entre ellos mismos se nacionalizan. ¿Cuándo irán a expropiar el primer ministerio?

PD:  Si tienen dudas de la homofobia en el oficialismo, miren esto.

email

Share

Comments are closed.