El mito del G2

Miércoles, 22 de mayo de 2013

¿Qué narrativa se resquebrajó tras la divulgación de la grabación de Mario Silva?

La que sufrió más fue la del todopoderoso G2 cubano. O la del poder de los cubanos en general. Si le creemos a Silva, Diosdado tiene una considerable influencia en la policía y en el aparato de inteligencia, además de la FANB, donde, por cierto, pareciera haber ahora mismo una pugna, a juzgar por la pregunta que inaugura esta reflexión:

Silva: Ahora, ¿dentro de la Fuerza Armada todo está perdido? No. Nosotros tenemos a este Alto Mando lógicamente en situación casi de retiro, tenemos una serie de Generales que son nuestros, pienso que muchos de ellos incluso están desarticulados, y tenemos los cuadros medios que desprecian, odian, la actitud de Diosdado ¿ve? Y por supuesto los clases, Sargentos, todo el batallón, que no se va a caer a coba cuando vea que alguno de estos quiere tirarse un golpe ¿verdad?

Silva da a entender que hay ringleras del Estado venezolano bajo el control de Diosdado, donde los cubanos quizá tienen influencia, pero no más que el capo. Hay que decir que, si la víbora de Cabello tiene dentro de él algo remotamente positivo, es el chutzpah con que se ha enfrentado a los Castro.

email

Share

Comments are closed.