Por un tropezón

Martes, 20 de diciembre de 2011

Hoy en El Universal:

El dueño del quiosco de comida ya le había entregado la hamburguesa a José Manuel Do Santos, de 18 años, a las 9:15 de la noche del sábado. El muchacho se disponía a pagar, pero en el intento tropezó a otro hombre que estaba allí comprando comida.

El sujeto no esperó a que José Manuel se disculpara. Solo desenfundó su arma y le disparó dos veces. Luego se dio la vuelta y se fue.

“Cuando llegamos y logramos voltearlo, en una mano tenía la bolsa con la hamburguesa y en la otra tenía el dinero para pagarla. No lo robaron. Solo lo mataron porque tropezó a un malandro, por más nada,” dijo su cuñada Doris Maritza Gelviz.

email

Share

Comments are closed.