Makled habla…

Lunes, 11 de octubre de 2010

Walid Makled

El gobierno de Colombia lo describe como el tercer capo de la droga  más peligroso del mundo. El de Estados Unidos  lo acusa de enviar 10 toneladas de droga mensuales a ese país. Y el de Venezuela lo culpa de dirigir una poderosa red de narcotráfico, pese a que, por un tiempo, los hilos que los conectaban con el chavismo no eran precisamente invisibles.

Ahora, desde una cárcel de máxima seguridad en Colombia, Walid Makled decidió soltar la lengua.

A continuación algunos extractos de una entrevista que le dio al periodista Casto Ocando:

¿Cómo comenzó su relación con el gobierno chavista?

A través del ex gobernador Acosta Cárlez, yo colaboré con 2 millones de dólares para la campaña del Sí en 2004.

¿Cómo obtuvo usted las concesiones en Puerto Cabello y el aeropuerto de Valencia?

Esa concesión era originalmente de unos familiares del gobernador Salas Romer, a quienes les compré la maquinaria de esa almacenadora por 3,4 millones de dólares, debido a que Acosta Cárlez de las quería quitar. Acosta Cárlez me dijo que para tener la concesión debía pagarle 12 millardos de bolívares. Entonces le hice 5 cheques de 1.000 millones bolívares cada uno…Esos 5 cheques se los entregó a varias fundaciones que eran de sus hermanos y de sus cuñadas.

¿Cómo explica usted el cargamento de droga que decomisó la DIM en la finca de su familia en el estado Carabobo?

Los generales Orlando Rodríguez y Cliver Alcalá tienen que explicar de dónde sacaron esa droga y la metieron en mi finca.

¿Los acusa usted de sembrarles la droga?

Claro, cien por ciento. Imagínese una persona que se esté ganando de 6 a 8 millones de dólares. ¿Qué necesidad tienen de tener en su finca una droga y a nombre de uno…Todo el expediente está viciado…Pero yo tengo todas las pruebas, gracias a Dios logré sacar las pruebas de toda la gente que yo le colaboraba, y la que tenía metida en mi nómina…Vauchers, números de cuentas donde les he depositado, cuentas a nombre de esposas de ellos. En mis nóminas tenía a ministros, hermanos de ministros, generales, almirantes, contraalmirantes, coroneles y cinco diputados de la Asamblea Nacional, a quienes les regalé un carro último modelo a cada uno.

Usted afirma que tiene una fortuna superior a los 1.000 millones dólares.

Es más que eso. Nosotros somos una familia que ha venido trabajando por 30 años.

¿Y dónde está esa fortuna, en Venezuela o en el exterior?

Déjeme explicarle. Yo cuando hablo de esa suma estoy metiendo las empresas que están en manos del Gobierno. Del Gobierno no, en manos de cuatro generales delincuentes. Son tan descarados, que el que está manejando Aeropostal es el hermano del (ex) presidente del Banco de Venezuela, Orellana. ¿Qué le parece?

¿Quiénes son esos generales que manejan ahora sus empresas?

¿Cómo es posible que un general viva en una casa de 3, 4 millones dólares, como vive el general Néstor Reverol? ¿Cómo es posible que su familia en Cabimas viva en una casa de 2 millones dólares? Claro, con la plata de los Makled.

El resto está en El Nacional del domingo (por suscripción).

email

Share

Comments are closed.